miércoles, 1 de enero de 2014

Entrada al 2014


Esta noche tuve un sueño maravilloso, esta mañana un desayuno perfecto y como suelo hacer los 1 de enero limpie y ordene mi habitación, mientras lo hacía puse la radio de Spotify que se crea en base a tus playlist. De repente empecé a sentir una gran fuerza dentro de mi y una paz inmensa. Hace un día precioso, el sol invadía mi habitación y le aportaba calor.

Y de repente, tras meses escuchando "Sé tu misma y todo saldrá bien" y pensando "¿Cómo soy yo misma?" algo hizo click dentro de mi, los engranajes encajaron y comenzaron a moverse, como una gran máquina que se pone en funcionamiento ¡Qué gran satisfacción!

Por eso no me cabe duda de que A es bueno para mi, porque no hay nadie mejor que quien saca lo mejor de ti, lo que siempre has sido. 

Vuelvo a escuchar mi música rara y extrambotica, soy más ordenada, cuido mi entorno, digo mil tonterias con tal de que las personas a las que quiero sonrian.

Soy capaz de amar, disfrutar y reir aunque la incertidumbre siga ahí y me abrume.

He sido capaz de perdonar a D y de ver que, obviamente, no todo fue su culpa; sino que en todo momento pude escoger y decidir y no lo hice ... Deje que mis propias mentiras, mis excusas y mis miedos me devoraran y ese agujero negro lo tragó a él conmigo. Le deseo lo mejor ahora que ambos hemos recuperado nuestras vidas y tenemos la oportunidad de ser felices.

Con A he encontrado, no sólo a alguien que siente como yo y que me conoce mejor que yo misma, sino a un compañero incondicional en el que sentirme resguardada. 

Por eso este comienzo de 2014 me parece tan maravilloso, porque lo puedo pasar con él, con mis padres y conmigo misma ... Me echaba de menos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario